Bajo escrutinio Facebook por robo de datos

facebook

Por Notimex

Washington.- Facebook enfrentaba hoy el escrutinio de la Comisión Federal de Comercio (FTC) de Estados Unidos, en medio del escándalo por su autorización de compartir los datos de 50 millones de estadounidenses con consultores para la campaña del actual mandatario Donald Trump.

El gigante de las redes sociales facilitó el uso de la información de sus usuarios sin su consentimiento con un investigador que las pidió con fines académicos, cuando en realidad las vendió a la empresa Cambridge Analytica, que realizaba trabajo de consultoría para Trump.

The New York Times y The Observer de Londres revelaron los detalles de lo que podría ser la mayor filtración de datos en la historia de Facebook.

En este marco, la FTC planeaba enviar este martes una carta a los directivos de Facebook para interrogarlos sobre su decisión de autorizar el uso de la información de sus 50 millones de usuarios y como cayeron en las manos de los consultores de Trump, según confirmó a la cadena CNN una fuente de la empresa.

“Continuamos comprometidos vigorosamente para proteger la información de las personas. Apreciamos la oportunidad de responder las preguntas que tenga la FTC”, dijo el subjefe de la política de privacidad de Facebook, Rob Sherman.

El incidente atrajo también la atención del Congreso de Estados Unidos. Por lo menos dos senadores demócratas pidieron que el presidente de Facebook, Mark Zuckerberg, que no ha hablado públicamente del caso, comparezca ante el Legislativo.

Una demanda similar fue hecha en Reino Unido a fin de que el director de la empresa cibernética testifique ante un comité del parlamento británico.

En Londres, Cambridge Analytica suspendió este martes a su presidente Alexander Nix, tras conocerse que discutió sobornos potenciales, de acuerdo con grabaciones de video transmitidas por el Channel 4 News de Reino Unido.

En el video, Nix se ufanó de haber realizado toda la investigación, el análisis y las estrategias de la campaña digital y de televisión de Trump, quien resultó ganador en las elecciones de noviembre de 2016.

De acuerdo con la investigación del caso, la empresa Cambridge Analytica recibió una inversión de 15 millones de dólares del acaudalado donante republicano Robert Mercer.

Cambridge Analytica ofreció al entonces jefe de la campaña de Trump, Steve Bannon, las herramientas para identificar los perfiles de los votantes de Estados Unidos e influir en su comportamiento electoral.