Ley a modo

Por Daniel Torres Cantú, Diputado Federal 

Hace un par de días se publicó la Ley electoral para el estado de Nuevo León, con una redacción retrógrada, cargada hacia los partidos políticos, PRI y PAN, llena de favoritismo al sistema político de partidos y dejando en desventaja al ciudadano común con interés de participar en la vida política de nuestro estado.

Una ley que deja en desventaja a la sociedad de participar, de tomar las riendas de los gobiernos municipales o estatal y desincentivando la participación ciudadana de ser parte de la vida activa gubernamental del estado de Nuevo León.

Esta ley, tiene puntos específicos que dañan principalmente al ciudadano, como el financiamiento privado, ahí como siempre, la llevan de ganar los partidos políticos porque tienen una ventaja, casi 2-1, ante un candidato independiente, además, la negativa de un candidato independiente de poderse asociar con cualquier otro candidato independiente que vaya a un puesto de elección popular o de alguna alianza que sobre la elección pueda surgir y si dándole estos beneficios a los partidos políticos, de formar coaliciones y apoyar abiertamente a candidatos de otros partidos.

Esta ley a modo, inventa los diputados plurinominales, en contra de la estadística y tendencia nacional que es a eliminar los pluris, asegurando escaños mediante el compadrazgo y clientelismo, pero sobre todo del dedazo, donde se refugian los principales partidos que gobiernan el congreso, el PRIAN, como se les ha llamado; y generando desventajas muy significativas hacia los demás y hacia los ciudadanos que quieren participar.

No solo eso, aprobando los legisladores, a conciencia, el poder utilizar el celular dentro  de las urnas, fomentando el famoso “voto carrusel” que consiste en que la persona señalada tome una fotografía a su voto que después le servirá como una prueba para recibir un pago por el mismo, en elecciones pasadas hemos visto cómo se han localizado casas donde se realizan estas transacciones y en algunos casos, los pagos los hace a tan solo una cuadra de la casilla.

Otro golpe al ciudadano es el hecho de que los candidatos independientes tengan menor tiempo en radio y televisión y un sin número de arbitrariedades que están cometiendo los partidos políticos en deterioro de la democracia del estado.

Cabe señalar que esta reforma, no tendrá vigencia por haberse publicado después del plazo que establece la ley, que tendría que ser con más de 90 días antes iniciar el proceso electoral.

Hay una disputa entre el Congreso y el gobierno, pero hay una realidad, el congreso sobrepasó su esfera de competencia queriendo obligar el poder ejecutivo a publicar una reforma que por flojos y no haber trabajado en un periodo ordinario los legisladores, tuvieron que aprobarla fuera de tiempo y ampliar su periodo ordinario de sesiones.

¿Para eso les pagamos a los legisladores?, espero sus opiniones en mi Whatsapp 811-077-26-78  y redes sociales. ¡Cuenten conmigo para todo!

Contacto: danieltorresguadalupe@gmail.com