Al momento

Pide Maduro ayuda a Uruguay vs intervención a Venezuela

Por Notimex

Caracas.- El Presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, afirmó hoy que busca que su colega uruguayo Tabaré Vázquez se convierta en el líder que detuvo una intervención extrajera en Venezuela, luego de criticar unas presuntas agresiones de la cancillería uruguaya.

En su programa “Domingos con Maduro”, señaló que la cancillería uruguaya guarda silencio de las “masacres” en otros países y coordina con el Departamento de Estado norteamericano posiciones contra Venezuela.

“Yo estoy llamando a Tabaré hace una semana para conversar sobre las declaraciones y la actitud de su cancillería. Yo quiero a Tabaré, lo aprecio de verdad porque es un hombre que tiene espíritu artiguista (de José Artigas). Uno no puede entender cómo su cancillería agrede a Venezuela y coordina con el Departamento de Estado norteamericano posiciones contra Venezuela”, dijo.

Maduro señaló que espera aclarar esa situación con Vázquez, a fin de que su colega uruguayo pase a la historia “como el líder que detuvo la intervención contra Venezuela, en todos los espacios en que el imperialismo norteamericano presiona para que intervengan Venezuela”.

Maduro se refirió al bloque regional Mercado Común del Sur Mercosur, cuyos integrantes están en contra del gobierno bolivariano, pues sigue con la campaña de “linchamiento político” contra Venezuela, y no se pronuncia sobre los “graves” acontecimientos en Paraguay.

“Paraguay ya tiene su 31M (por la fecha de los acontecimientos el viernes pasado)”, dijo al referirse al incendio de parte del Congreso de Paraguay.

Igualmente, criticó un comunicado del Mercosur suscrito por los cancilleres de la llamada triple alianza (Argentina, Brasil y Paraguay) contra Venezuela.

Afirmó que el Mercosur no dice nada sobre el gobierno “golpista” de Brasil, que tiene 90 por ciento de rechazo luego de la destitución de la presidenta Dilma Rousseff, ni del gobierno “demacrado” del presidente argentino Mauricio Macri que es rechazado en las calles.

“Y de Paraguay ni digamos. Se está levantando una nueva ola rebelde de los pueblos de América Latina y nada ni nadie la podrá detener”, afirmó.

Caracas publicó la noche del sábado una declaración en la que rechazó la reunión de cancilleres del Mercosur, al acusarla de haber excedido sus competencias al tomar decisiones al margen de la legalidad e institucionalidad contra Venezuela.

“Esta acción de la nueva Triple Alianza constituye un nuevo intento para desconocer los derechos de Venezuela, con plena capacidad jurídica dentro del Mercosur, y atenta nuevamente contra el sistema legal del bloque, afectando no sólo a Venezuela sino a toda la región, generando falsos positivos mediáticos que pretenden ser legitimados sobre la base de un fraudulento consenso”, alegó.

La cancillería local recalcó que los asuntos internos de Venezuela solo pueden ser resueltos por los venezolanos, sin injerencismo de ningún tipo, tal como expresamente está contemplado en la Carta de las Naciones Unidas e innumerables instrumentos jurídicos internacionales”.

“La derecha regional intolerante, conformada en coalición interventora, solivianta a la opinión pública internacional y convierte un conflicto de poderes perfectamente normal en cualquier democracia vigorosa en groseras justificaciones para avalar su vulgar intervencionismo”, dijo.

En el programa, Maduro dijo haber resuelto positivamente el “impasse” que se presentó entre el Tribunal Supremo (TSJ) y la fiscal general, Luisa Ortega, quien calificó como una ruptura del orden constitucional la sentencia del máximo tribunal que despojó a la Asamblea Nacional de sus facultades.

La sentencia fue retirada por el TSJ, en medio de una avalancha internacional de rechazo, pero la Asamblea denunció que una corrección del fallo no corrige el golpe de Estado.