Al momento

Protestan en Hong Kong vs prisión de activistas

 

Por Notimex

Hong Kong.- Miles de personas se manifestaron hoy en las calles de Hong Kong en protesta por el encarcelamiento de tres líderes estudiantiles del movimiento democrático del otoño de 2014, conocido como “revuelta de los paraguas”.

Los manifestantes de todas las edades desafiaron el calor húmedo del verano hongkonés para marchar y congregarse frente al Tribunal de Apelación, que tomará el caso de los tres activistas prodemocráticos, para exigir su liberación y de todos los presos políticos, según el diario South China Morning Post.

Joshua Wong, Nathan Law y Alex Chow fueron sentenciados el jueves pasado a penas de seis, ocho y siete meses de prisión, respectivamente, por liderar una manifestación en septiembre de 2014, lo que supuso un aumento dado que en primera instancia habían sido condenados a servicios comunitarios.

Los manifestantes y defensores de los derechos humanos denunciaron un “persecución política ” y reclamaron la liberación de los tres activistas y demás presos políticos. “Liberen a todos los presos políticos” y “desobediencia civil, sin arrepentimiento”, eran unas de las frases que gritaban los inconformes.

“Esos jóvenes son nuestra esperanza para el futuro. No debemos tratarlos así”, dijo un septuagenario con lágrimas en los ojos, mientras una joven estudiante criticó al gobierno de “intimidar a la gente para impedir que participe en acciones de resistencia”.

Durante la manifestación del otoño de 2014, los activistas bloquearon las principales arterias del corazón financiero de Asia durante 11 semanas para protestar contra el plan de Beijing de celebrar unas elecciones con restricciones en la excolonia británica, ahora gestionada por China.

Wong, quien tenía 17 años cuando se convirtió en el rostro del movimiento democrático, escaló, junto con otros manifestantes, vallas metálicas para entrar en el Civic Square, una plaza situada en un complejo gubernamental.

Esa acción desencadenó manifestaciones y dos días después comenzó el movimiento prodemocrático masivo cuando la policía lanzó gases lacrimógenos contra la multitud, que se protegió con paraguas.

La conocida “revuelta de los paraguas”, que duró 79 días, se originó porque China permitió por primera vez la celebración de elecciones directas este 2017, pero al mismo tiempo sólo autorizó que concurrieran candidatos preseleccionados por las autoridades chinas.

El gobierno de Hong Kong está buscando mayores castigos para los manifestantes, lo que refleja una postura más dura contra los disidentes en la antigua colonia británica, que volvió a soberanía china en 1997, pero bajo un régimen especial.

El principio de ?un país, dos sistemas? permite a los más de siete millones de habitantes de Hong Kong disfrutar de una amplia autonomía y libertades durante un periodo de 50 años, es decir hasta 2047, sin embargo muchos hongkoneses sienten que esas libertades se están perdiendo y China intenta anular ese acuerdo.