Rehabilitación por hemiplejía

Por Enrique Barrón Hernández / Médico Especialista en Medicina Física y Rehabilitación

Juan Martínez, médico cirujano  de 49 años,  en tratamiento por hipertensión arterial, sentado en la sala de su casa planea con su esposa las próximas vacaciones, súbitamente presenta dolor  en el lado derecho de su cabeza, mareos, dificultad para expresar palabras, agregándose perdida de la sensibilidad y fuerza del brazo y pierna derecha, limitando su capacidad para pararse y caminar. Acude a urgencias del hospital, se realizan estudios de resonancia magnética, diagnosticando lesión isquémica cerebral.

Ahora  tiene una lesión cerebral que afecta su  lenguaje,  movilidad  y ambulación y requiere  múltiples atenciones  por su discapacidad,  condición bajo la cual una alteración estructural o funcional del cuerpo casi siempre neuro, músculo o esquelética afecta la forma de interactuar y participar plenamente en la sociedad.

Preocupado por sus limitaciones, y  alteraciones  sensoriales y motoras que producen un hemiparesia derecha y dificultad para expresar lenguaje conocida como afasia expresiva,  piensa y comenta en  familia su  necesidad de atención especializada que le permita lograr el máximo de desarrollo físico, mental y social.

Preguntan a amigos y familiares donde es el mejor  lugar para su atención,  les recomiendan el Centro de Rehabilitación y Educación Especial del DIF Nuevo León, donde en una ambiente de servicio y empatía, un grupo de profesionales y médicos especialistas en  enfermedad vascular cerebral, lo atiende y examinan, y proponen un plan de tratamiento  basado en  terapia física y ocupacional, con el objetivo de mejorar la movilidad articular, la fuerza muscular, su balance y recuperar su control motor, y  habilidades que le permitan ser autosuficiente  en sus actividades de la vida diaria

Ahora ya el Doctor Juan  recibe terapias  para lograr el máximo de recuperación neuronal y con ello que sus neuronas se comuniquen entre ellas para que el permita realizar  movimientos voluntarios y recuperar sus habilidades La meta es posible si trabajamos en equipo;  paciente, familia y personal especializado en rehabilitación.

 

Contacto: ebarron57@hotmail.com